Ford España deja a Xevi Pons “solo ante el peligro” de cara al final de la temporada

Durante la disputa del Rally Rias Baixas hubo una reunión del equipo de Xevi Pons en la que Ford anunció su intención de no seguir financiando al piloto catalán el resto de la temporada. Un mazazo del que Pons se rehízo con muchos esfuerzos y aportando incluso su propio Ford Fiesta S2000 en Ourense, Ferrol y Príncipe de Asturias.

Recordemos que fue esta decisión la que precipitó la salida de Luis Moya con cajas destempladas que tanta polémica desató. Pero no se podía hacer más: la filial española de la marca sólo podía aportar el presupuesto necesario para dos o tres rallyes. Ahora la participación de Pons en el Rally Comunidad de Madrid está en el aire y el prometedor proyecto del de Manlleu para el Nacional de Asfalto 2011 ha quedado reducido a nada.

Las opciones de Pons para afrontar los últimos rallyes del campeonato (llanes, Sierra Morena y Madrid) son escasas. Su primera baza consiste en ponerse al volante de un Mitsubishi EVO X Gr.N+ de su preparador Roberto Méndez, una montura con la que se adjudicó el subcampeonato absoluto y el título de su categoría en la temporada 2009. Otra opción sería pedirle prestado a su suegro, Josep Mª Salvans, el Porsche 911 GT3 con el que el de Manlleu disputó los dos últimos rallyes del Nacional de 2008.

Desgraciadamente para Pons, parece que el título está bastante decantado para su rival Miguel Fuster. Un campeonato que necesita como el agua alguna solución para evitar que su prestigio siga deteriorándose. Las soluciones pasarían tal vez por admitir los WRC y los GT. Sabemos que desde la RFdA están en ello, solo esperamos que no se duerman y este campeonato, que hace solo uno saños era brillante y espectacular, no siga perdiendo interés de la afición.

Share

Deja un comentario

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.