Ogier se impone en el Rally de Francia, Sordo se queda a las puertas

Finalmente no pudo ser. Dani Sordo se las prometía muy felices con el abandono del todopoderoso Loeb en el Rally de Francia y su sorprendente liderato del sábado, pero Sébastien Ogier echó por tierra sus esperanzas, venciendo en los tramos alsacianos (quinta victoria del año) y poniendo rumbo directo al título de campeón del mundo.

Ogier ha sido capaz de hacer añicos la supuesta imbatibilidad de Loeb sobre el asfalto, que ejercía de manera casi dictatorial desde el año 2005. El piloto de Gap es la nueva estrella del campeonato y máximo favorito al título. No es solo la victoria, es la victoria sobre Loeb lo que da a este triunfo un sabor especial para Ogier.

En esta ocasión, el gran rival del de Citroën ha sido Dani Sordo, quien, defendiendo los colores de MINI, ha sido capaz de disputar la victoria al de Gap hasta el último tramo, firmando probablemente la mejor actuación que se le ha visto al santanderino desde que debutó en el Mundial con un WRC hace cinco años. Al final, una escueta diferencia de algo más de 6 segundos ha decantado la balanza a favor de Ogier.

A pesar de todo, la lectura de este fin de semana para Sordo tiene que ser por fuerza muy positiva. El Rally de Francia ha significado su regreso al Mundial con ánimos renovados y lleno de confianza. Una gran dosis de moral para afrontar el próximo rallye, el Catalunya, donde correrá en casa, ante su público. Una cita en la que esperamos grandes cosas.

Share

Deja un comentario

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.